Los rechapados tienen base de aglomerado o dm y ambas caras están cubiertas por una fina lámina en madera natural que se crea uniendo varias de ellas hasta completar el ancho del tablero. A estos tableros se les puede dar diferentes acabados ya que es posible barnizarlos, teñirlos, encerarlos o terminarlos con pintura o laca. Aunque vienen con una primera mano de lija habrá que darles tapaporos y volver a lijarlos en varias ocasiones antes de que queden definitivamente terminados. Para traseras y fondos también hay rechapados sobre paneles o dms finos.

     Disponibles en medidas de 244×122 cm en acabados de roble, haya, fresno, cerezo, sapeli, pino  y mukali. Otros acabados consultar.

 

Paneles Rechapados